free web hosting | free hosting | Business WebSite Hosting | Free Website Submission | shopping cart | php hosting
¿VENGANZA, AVIVAMIENTO O ARREPENTIMIENTO?


    La atrocidad bárbara cometida encontra mucha gente inocente el 11 de septiembre nos ha de recordar a todos de cómo tan depravado puede ser el corazón humano. "Dije en mi corazón, en orden á la condición de los hijos de los hombres, que Dios los probaría, para que así echaran de ver ellos mismos que son semejantes á las bestias" (Ecclesiastés 3:18).

    No hay nada que el corazón vil del hombre caído no hará si no es detenido por la mano del Dios todo-Soberano. De que nosostros experienciamos la paz y el placer solo un día en este globo de confusión y caos es de Su misericordia. De que hemos conocido periodos de tranquilidad y civilidad sin interrupción como nación por décadas y décadas ha sido para nuestra delusión y presunción encontra el Dios del Cielo y Verdad. "Que formo la luz y crío las tinieblas, que hago la paz y crío el mal. Yo Jehová que hago todo esto" (Isaías 45:7). La paz a cualquier nación es un mandamiento y bendición de Dios.

    ¡Igualmente cuando Dios quita la paz es para que los hombres lo conozcan! "¿Tocaráse la trompeta en la ciudad, y no se alborotará el pueblo? ¿habrá algún mal en la ciudad, el cual Jehová no haya hecho?" (Amos 3:6).

    Sería una ceguedad total para que los Eclesiásticos y el clero clamaran ¡Venganza! ¡Venganza! Sí, la venganza es debida. "No matarás" (Éxodo 20:13). La espada de justicia es despertada. Pero, ¿cómo será blandida? ¿En qué rumbo volará? La venganza sale de la justicia. Un pueblo tiene que ser justo para asegurar el favor de Dios encontra la maldad. Una nación tiene que confesar a Dios y Sus leyes, Su derecho en ser DIOS y el Soberano del universo.

    "Los malos serán trasladados al infierno, Todas las gentes que se olvidan de Dios" (Salmo 9:17), incluyendo estos Estados Unidos si rehusamos Su cetro. "El rey no es salvo con la multitud del ejército: No escapa el valiente por la mucha fuerza. Vanidad es el caballo para salvarse: Por la grandeza de su fuerza no librará. He aquí, el ojo de Jehová sobre los que le temen, Sobre los que esperan en su misericordia" (Salmo 33:16-18).

    Antes de la venganza tiene que venir el arrepentimiento, antes del arrepentimiento tiene que venir el avivamiento, ¡aun la vida! ¡"Dios tiene que hacer Su rostro resplandecer sobre nosotros, luego seremos salvos!"
 

Pastor Jesse Gistand
Grace Bible Church
San Leandro, CA 94572
510-799-7934