free web hosting | free hosting | Business WebSite Hosting | Free Website Submission | shopping cart | php hosting

EL LLAMADO DE LA ORACIÓN EXTRAORDINARIA PARA EL AVIVAMIENTO

por ERROLL HULSE

Traducido por Lasaro Flores
VIDA GRACIA SOBERANA

En cuanto a la oración perseverante y ferviente, el profeta Isaías escribió, "Sobre tus muros, oh Jerusalem, he puesto guardas; todo el día y toda la noche no callarán jamás. Los que os acordáis de Jehová, no ceséis, ni le deis tregua, hasta que confirme, y hasta que ponga á Jerusalem en alabanza en la tierra" (62:6-7). El avivamiento es una realidad acercas de la cuál no debemos de darnos descanso, hasta que Él venga y haga Su iglesia la alabanza de  toda la tierra.

La Necesidad Desesperada

Por toda la historia, la iglesia ha sido avivada y engrandecida mediante los derramamientos del Espíritu. Jonatán Edwards, un líder en el Primero Despertamiento Grande, escribió, "Podrá ser observado que, desde la caída del hombre hasta el día nuestro, la obra de la redención en su efecto ha sido principalmente mantenida por derramamientos reparables del Espíritu de Dios...en sazones especiales de misericordia. Sin visitaciones extraordinarios y periódicos de Dios, inevitablemente la iglesia se degenera.

Casi un siglo ha pasado desde que la iglesia ha experienciado un avivamiento diseminado. Aunque el evangelio se a adelantado en muchos lugares y naciones que antes en cualquier tiempo, la iglesia enfrenta derrota en muchas maneras. Estadísticas resplandecientes nunca pueden medir la clima espiritual de la iglesia.

En la generación nuestra hemos sufrido en creciente de la impotencia y el letargo espiritual. Hay un porcentage alto de cristianos tíbios y débiles en las iglesias occidentales quienes evidencian poco interés en crecer en la gracia y el conocimiento. La iglesia podrá estár en bullicio con la actividad y al mismo tiempo estár infiltrado y penetrado con el pensar y el hacer del mundo. Es en veces el caso que las formas nuestras de culto camuflajen una condición espiritual muerta.

Hoy en día la iglesia por todo el mundo está estrugando. El impacto de nuestras iglesias sobre el estado espiritual del mundo ha sido, con todo muy pocas excepciones, mínimo. El esfuerzo misionero entre nosotros es débil. Los enemigos del evangelio están ganando el habla en casi toda area en el mundo.

Nuestra necesidad eminente es para que el cielo nos envíe avivamientos de la clase que han adornado la historia de la iglesia. Nada menos que la obra poderosa del Espíritu Santo en una scala masiza satisfacerá  la pobreza espiritual desesperada de nuestra edad, y quitar las tinieblas groseras que cubre las naciones. Sólo la manifestación de Dios en medio de Su pueblo puede dar la victoria a la iglesia, haciendola "alabanza en la tierra" (Isaías 62:7).

Los Medios Divinos

¿Qué debemos de enfatizar en tales circunstancias espiritualmente degeneradas? ¡Oración! Este es el medio principal en el avance de toda de la obra del Señor, y especialmente en el avivamiento.

Jonatán Edwards comenta que cuando Dios tiene algo muy grande de cumplír para Su iglesia, es Su voluntad que debe de ser precedida por las oraciones extraordinarias de Su pueblo, citando de Ezequiel 36:37 - "Aun seré solicitado de la casa de Israel, para hacerles esto." Es revelado en Zacarías 12:10 que, cuando Dios está para cumplír grande cosas para Su iglesia, Él lo comenzará con un derramamiento reparable del "espíritu de gracia y de oración". Es la constitución invariable del reino del cielo que las bendiciones de grande magnitud no son impartidas sino a las oraciones de la urgencia más profundas. 

La historia demuestra este principio. El precursor común a los avivamientos ha sido la oración predominante. El Pentecostés, el cual era el primer avivamiento cristiano, era después de diez días de la oración intensa caractizada por una unidad de todo corazón (Hechos 1:14, "Todos éstos perseveraban unánimes en oración y ruego..."; 2:1-4. "Y como se cumplieron los días de Pentecostés, estaban todos unánimes juntos; y de repente vino un estruendo del cielo como de un viento recio que corría, el cual hinchió toda la casa donde estaban sentados; y se les aparecieron lenguas repartidas, como de fuego, que se asentó sobre cada uno de ellos. Y fueron todos llenos del Espíritu Santo, y comenzaron á hablar en otras lenguas, como el Espíritu les daba que hablasen".

Antes del Segundo Despertamiento Grande (los últimos de los 1850's), Jeremías Lamphier llamó por una junta de oración en el centro de Nueva York. Dentro de seis meses, 10,000 hombres de negocios estaban orando por una avivamiento, y dentro de dos años casi 2,000,000 de gente fueron añadidas a las iglesias.

El mismo modelo es hallado antes del avivamiento de 1859 en Ulster de Irlanda. Santiago McQuilkin  y otros tres empezaron a juntares en una escuela cada semana para oración y estudio Bíblico. Se guardaban cálidos con brazados de turba que levantaban en camino a la escuela cada viernes al anochecer. Mientras la turba calentaba sus cuerpos, el Espíritu encendió el fuego en sus corazones. Al fin de 1858, los participantes en la junta de oración habían crecido hasta cincuenta. La intercesión sin distracción por otros asuntos era hecha por un derramiento del Espíritu Santo sobre a sí mismos y el país. Sus oraciones, y posiblemente muchos otros, fueron contestadas maravillosamente en 1859 cuando un estimado 100,000 eran añadidas a las iglesias en Ulster.

Estas cuentas y muchas otras ilustran a la oración como el génesis de avivamiento. El comienzo de un tiempo de avivamiento es invariablemente marcado por el avivar de las juntas ordinarias de oración, resultando en una
vitalidad nueva, más participación, más sentido de la presencia del Espíritu Santo, y más unción en la intercesión.

Por lo tanto, en tiempos de una falta especial y de la debilidad de la iglesia, hay una autoridad histórica y bíblica en acudir a la oración extraordinaria para avivamiento. ¿No es la falta de poder y la apatía espiritual en la iglesia hoy en día un crisis que llama por la oración urgente?

De todos modos, tenemos que reconocer que la oración es un don espiritual, es algo que no puede ser arteficiado artificialmente o regimentado. No debemos de pensar que podemos organizar la oración como si estuviermos en control. La misma habilidad para orar con unción y fe es dado por el Espíritu Santo, y aunque esa actividad ampliamente precede el avivamiento, también la oración es una parte íntegra de avivamiento.

Siervos Fieles

Mientras hay tiempos cuando nuestras oraciones pueden ser general o aún ser gemidos inefables, también es importante en ser específico. Orando por un despertamiento espiritual tiene que ser informado, en utilizando recursos tales como el Operation World (Mundo de Operación), por Patrick Johnstone. Las  juntas de oración para el avivamiento han de ser combustiblecidos con información fechada de lo presente y revelante para peticiones inteligentes. No debemos de confinar nuestras intercesiones para nuestra propia iglesia o denominaciones o nación, sino debemos de interceder por un despertamiento espiritual mundial.

Nuestras oraciones son reales sólo si las vivimos. Mientras seriamente buscamos a Dios para avivamiento, no debemos de abandonar las tareas esenciales de la iglesia; predicando la verdad, el evangelismo y un interés vital en, y un apoyo, por las misiones. Debemos de orar por un avivamiento en el contexto de una obra fiel. (1 Corintios 15:58 - "Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es vano"). Son aquellos quienes laboran duros en el evangelismo quienes pueden orar más fervientemente por un despertamiento espiritual.

La ausencia de un avivamiento no es escusa para discontinuar nuestros esfuerzos activos misioneros e evangelísticos. La noción que nada de valor puede ser hecho hasta á un avivamiento puede llevar a un letargo de la clase más peor. Jesús promete estár con nosotros en nuestros esfuerzos hasta al fin del mundo, avivamiento o nno avivamiento. Toda oración por un avivamiento tiene que ser acompañado con la fidelidad en cumplír la comisión, la cual es obligatorio sobre todos nosotros, de alcanzar a todos tan efectivamente que puedamos con el evangelio.

No Te Quedes Silencio

Deja que la necesidad desesperada para avivamiento - la condición espiritual empobrecida de la iglesia, las tinieblas del mundo - penetra nuestras almas. Ojalá realizemos profundamente el poder prevalecente de la oración. Deja nuestros anhelos y deseos fervientes para la manifestación del reino de Cristo sobreabunde en la intercesión extraordinaria, con clamores por una misericordia especial. Jonatán Edwards escribió, "No hay ninguna manera que cristianos en una capacidad privada pueden hacer tanto para promover la obra de Dios en avanzar el reino de Cristo, que como por la oración."

No debemos de esperar el avivamiento que venga fácilmente y rápidamente. No te desanimes si los resultos no son inmediatos; el avivamiento es el prerogativo de Dios. Como se ha agradado Dios en manifestar especialmente Su gloria en el pasado y en el presente en algunos países, ojalá que seamos inspirados en perseverar de clamar, "¿No volverás tú á darnos vida, Y tu pueblo se alegrará en ti?" (Salmo 85:6).

Cuando la visión de la gloria de Cristo, demostrada en la salvación de las almas, viene a ser un deseo intenso en nuestros corazones, ese es especialmente el tiempo cuando tenemos que orar con fervor por un derramamiento del Espíritu Santo en avivamiento. "Por amor de Sión no callaré, y por amor de Jerusalem no he de parar, hasta que salga como resplandor su justicia, y su salud se encienda como una antorcha" (Isaías 62:1). Te imploro que tu seas el quien, en nuestro día desesperado, busques persistentemente e urgentemente al Señor con la oración extraordinaria por una despertamiento espiritual diseminado, que la gloria de Dios sea magnificada en Su iglesia y en todo el mundo.


Erroll Hulse es el editor de "Reformation Today" (Reformación De Hoy) y vive en Leeds, Inglaterra. Él es el autor de númerosos libros, incluyendo un libro sobre el Avivamiento entitulado "Give Him No Rest" (No Le Des Descanso) (EP, 1991). Él viajea internacionalmente hablando en las iglesias y conferencias, animando el recubrimiento doctrinal y la oración para el despertamiento.

Artículo tomado de: Revival Commentary, Vol. 2, No. 1

Publicado por: International Awakening Ministries, P.O. Box 232 -- Wheaton, IL 60189

Published by:

International Awakening Ministries, Po Box 232 -- Wheaton, IL 60189